Archivo de la categoría: Manipulación

El software de Microsoft es malware – Proyecto GNU – Free Software Foundation

https://www.gnu.org/proprietary/malware-microsoft.es.html

Anuncios

“Cuando hay argumentos, se acaban las chicanas” | La defensa del Conicet a través de “El Rey León” | Página12

La defensa del Conicet a través de “El Rey León”.
Un experto en nanotecnología explicó por Twitter el sentido de una investigación sobre un clásico de Disney. “Quise desbaratar la construcción de la posverdad”, afirmó sobre el hilo con el que retrucó a los críticos de la investigación aplicada.
Jorge M, el nanotecnólogo que por Twitter desmontó el discurso anticientífico.

Firma como Jorge M en Twitter, y su cuenta es @jorgenomefui. Tiene una actividad moderada en la red social, sin demasiada exposición, hasta que esta semana escribió un hilo que fue una réplica certera a los críticos del trabajo que realizan los investigadores del Conicet. Eligió como tema la investigación sobre El Rey León, dentro de un listado de “las veinte peores investigaciones” y desarmó a los defensores del vaciamiento. En diálogo con Página/12 habló sobre el tema.

“La idea del hilo fue desbaratar la construcción de la posverdad”, afirmó Jorge M, que se desempeña en el Conicet como investigador adjunto. “El Conicet garantiza que haya pertinencia en los temas a investigar y que estén a cargo de investigadores idóneos”, afirmó en relación al listado propagado en Twitter. “Tomé una de las investigaciones al azar, elegí la de El Rey León, que hizo una investigadora a quien no conozco, Alejandra Martínez, y a partir de ahí desmonté los argumentos falaces de la construcción que se había hecho sobre el Conicet”.

La investigación, cuenta en el hilo, la realizó “una posgraduada en sociología que dedicó no menos de 10 años a formarse y especializarse, y labura estudiando cómo se muestran las cuestiones de género y de familia en productos infantiles”. El tema de investigación, para el cual tomó el film animado de 1994, es “Regulaciones sociales y medios de comunicación – un estudio de las representaciones de género y familia en productos culturales orientados a niñas y niños”. En palabras de Jorge M, “no es crítica de cine pochocloopinóloga de Netflix”.

Según detalla Jore M en el hilo, “no parece nada trivial estudiar qué mensajes les llegan a los más chicos a través del bombardeo mediático al que están expuestos sobre qué es una familia ‘normal’, qué cosas hacen ‘normalmente’ los varones y cuáles las nenas”. El nanoctecnólogo toma un párrafo del paper de 14 páginas: “Para doblar a personajes marginales, que en la versión original los hacen actores negros, en la versión española le ponen acento mexicano a esos mismos personajes”.

Con lo cual, “la hiena no tenía que corresponderse con ‘un descendiente africano’ sino con… ¡un inmigrante pobre! Ese estudio cinematográfico que cuida tanto detalle,decidió eso. Transmitió un mensaje”. Ergo, viene la pregunta: “¿Cómo podría alguien en su sano juicio decir que ‘sobra’ una investigadora que pretende llamar la atención sobre el contenido de la obra que más impactó en toda una generación a una edad que ‘se absorbe todo’, obra en la que el marginal habla con acento?”.

Agrega que “la verdad es que no me encontré en la red a UNA sola persona de las que critica que el Conicet haya financiado esa investigación, que lo haya leído”; y estimó que “gracias a aportes como este es que un Estado puede decidir que producir una alternativa audiovisual para los más chicos no es algo que esté ‘de más’ porque total ‘ya está Disney y es re lindo’, sino que puede ayudar a proveer otras representaciones”.

En su diálogo con este diario, Jorge M afirmó que “cuando uno es científico relaciona corrientes de pensamiento y otros elementos”, y que “la utilidad” de un trabajo como el hecho sobre el dibujo animado “está clara”.

Así y todo, debió vérselas en Twitter con trolls y defensores del Gobierno. “Lucas Llach, el vicepresidente del Banco Central, propuso que yo vaya a dar clases gratis. Eso es lo que parece entender el macrismo sobre las relaciones laborales, pero no me desvié de los argumentos, porque cuando hay argumentos se acaban las chicanas”.

También consideró que un trabajo como el de El Rey León tiene correlato y aplicación en la Argentina. “Paka Paka buscó construir sentido, del modo que lo hace Disney, actuando a una edad en la que los niños son permeables. No sé si hay una intención programática o, como dice Zizek, hay ideología que trasciende, que subyace en lo que hacemos. Está bueno que se elabore un mensaje alternativo, no al estilo soviético, cercenando lo otro, sino ofreciendo otras miradas”.

A pesar del ataque de trolls y defensores a ultranzas del oficialismo, hubo otras veoces, no necesariamente opositoras, que apoyaron la argumentación de Jorge M en la red social. “Nora Bär, de La Nación, coincidió con lo que dije. Tenía como mil seguidores y esto se me fue de las manos”, cerró el nanoctecnólogo que cita a un filósofo esloveno.

A través de “Cuando hay argumentos, se acaban las chicanas” | L… | Página12

Un banco que pagará caro que lo pescaran | El escándalo Swissleaks | Página12

El escándalo Swissleaks podría costarle 1500 millones de dólares por sanciones en varios países.
El banco inglés armó una megainfraestructura financiera en Ginebra para ocultar fondos de la fuga, evasión y el fraude fiscal en todo el mundo. Pero la información se filtró. El holding estima que pagará muy caro por las sanciones que recibirá en diversos países que lo investigan.
Banca off-shore o guarida fiscal. HSBC convirtió la plaza suiza en un gran refugio para evasores. Más de 4000 argentinos involucrados.
Banca off-shore o guarida fiscal. HSBC convirtió la plaza suiza en un gran refugio para evasores. Más de 4000 argentinos involucrados. 

El HSBC reconoció que las investigaciones contra el banco por facilitar maniobras de evasión, fraude fiscal, lavado y fuga de capitales a través de su sucursal suiza pueden costarle 1500 millones de dólares alrededor del mundo. Estados Unidos, Bélgica, India, España y Argentina son algunos de los países donde el banco contempla multas y sanciones por el escándalo global conocido como Swissleaks. Las 4040 cuentas bancarias con más de 3000 millones de dólares controladas por empresas e individuos argentinos presentes en la megafiltración fueron denunciadas por la AFIP en noviembre de 2014.

Los fondos estaban ocultos en el HSBC Private Bank de Ginebra. La causa acumula más de ochenta procesamientos por evasión aunque, en distintos casos, esas personas reclaman la extinción del delito a partir de su participación en los últimos blanqueos de capitales ofrecidos por el país. El Reporte Anual 2017 del holding difundido ayer precisa que un grupo de directivos de la subsidiaria local presidida por Gabriel Martino están siendo investigados por asociación ilícita. Sin ofrecer una estimación, el banco advierte en el documento presentado ayer que también podría ser multada en distintos países por sus vínculos con las estructuras offshore reveladas por los Panama Papers.

La fuga de capitales hacia los centros financieros como Suiza o Estados Unidos constituye un rasgo estructural y permanente de la economía local. Origen, tamaño y causas cambiaron a lo largo de las últimas cuatro décadas pero la sangría canalizada a través de entidades como HSBC, JP Morgan, UBS, Credit Suisse, Merril Lynch o Barclays nunca se interrumpió. La red de guaridas financieras permite a los argentinos ocultar entre 260 y 500 mil millones de dólares. Los flujos financieros ilícitos tienen como protagonistas las grandes empresas y sus dueños. En ese dato reside una explicación posible para la profusa presencia de funcionarios jerárquicos del Gobierno de Mauricio Macri en las megafiltraciones. Uno de cada tres miembros del gabinete inicial de Cambiemos provino del sector privado. Las maniobras canalizadas a través de la red global de servicios financieros offshore no solo redundan en menores ingresos fiscales sino que constituyen una fuente de inestabilidad macroeconómica reducir el fondeo para la inversión y ejercer presión sobre las cuentas externas.

Evadir y fugar

“Varias administraciones tributarias, autoridades regulatorias y organismos de control alrededor del mundo, incluidas las de Estados Unidos, Bélgica, Argentina, India y España, están llevando adelante investigaciones y evaluaciones del HSBC Private Bank (Suiza) y otras empresas del HSBC relacionadas con acusaciones de evasión impositiva o fraude fiscal, lavado de dinero y el ofrecimiento de servicios financieros internacionales sin autorización”, indica el balance del banco en la sección dedicada a las investigaciones fiscales en curso contra la firma y sus directivos. El HSBC reconoce además que recibió pedidos de información desde distintos países que investigan las estructuras offshore reveladas en los Panama Papers vinculadas a colocaciones en sus bancos. En el caso de los negocios donde colaboró con el estudio de abogados panameño Mossack Fonseca, el banco no se anima a predecir el impacto de las demandas aunque advierte que podrían ser significativas.

En noviembre del año pasado el holding alcanzó un acuerdo con Francia. El grupo anglo-asiático pagó 355 millones de dólares (300 millones de euros) en concepto de daños y multas para clausurar la investigación sobre las cuentas no declaradas de franceses en el HSBC Private Bank de Ginebra. Quienes conocen las lógicas internas del HSBC sostiene que entre los 1500 millones de sanciones esperadas no están contempladas acuerdos o sanciones en Argentina. Los países donde el banco está negociando convenios extrajudiciales son Estados Unidos y Bélgica. El holding realizó al cierre de su último balance una provisión contable por 604 millones de dólares pero reconoce que la cifra puede duplicarse. “Existen muchos factores que pueden afectar los resultados y el impacto financiero de estas investigaciones y revisiones”, apunta el documento donde sostiene que “basado en la información disponible, una posible estimación agregada de las penalidades que podrían surgir como resultado de estos temas llega hasta los 1500 millones de dólares, incluyendo los montos para los cuales ya se realizó una provisión”.

“Hemos implementado los más elevados estándares globales y controles financieros. Hoy el HSBC está en una mejor y más robusta posición para protegerse de los malos actores que en 2010”, sostuvo el CEO del holding, Stuart Gulliver, que ayer, después de siete años al frente del banco, dejó su cargo. El ahora ex jefe del argentino Martino figura en los Swissleaks y los Panama Papers. La primera filtración reveló la existencia de una cuenta no declarada con 7,6 millones de dólares en la sucursal suiza del banco. El segundo escándalo mostró que Mossack Fonseca estuvo a cargo de montar la offshore panameña Worcester Equities a través de la cual controlaba su fortuna para ocultar y proteger su identidad.

Investigación local

“En noviembre de 2014 la autoridad fiscal argentina inició una acción criminal contra varios individuos, incluyendo empleados del HSBC. La acción criminal incluye alegatos de evasión fiscal, conspiración para lavar fondos no declarados y asociación ilícita entre el HSBC Swiss Private Bank, HSBC Bank Argentina, HSBC Bank USA y ciertos empleados del HSBC que presuntamente facilitaron a numerosos clientes a evadir sus obligaciones impositivas”, sostiene el holding en su reporte anual. En la causa ya fueron indagados una veintena de empleados y directivos de la subsidiaria argentina. El listado incluye a Martino, que declaró en agosto de 2016.

La causa iniciada en el fuero penal económico contra las empresas e individuos locales con depósitos no declarados registraba a fines del año pasado más de ochenta procesamientos por evasión. Fueron dictados por la jueza María Verónica Straccia aunque la fiscalía a cargo de Claudio Navas Rial apeló y solicitó calificaciones más gravosas para distintos acusados.

Las defensas de los presuntos evasores con cuentas millonarias ginebrinas cuestionan la legitimidad de los datos. Los archivos que dieron forma a la investigación judicial fueron sustraídos y filtrados originalmente por un ex empleado del holding llamado Hervé Falciani. Perseguido por la justicia suiza por violar el sacrosanto secreto bancario helvético, el técnico informático terminó entregando la información a las autoridades fiscales francesas. A través de un acuerdo de intercambio de información con Argentina la documentación llegó a la AFIP, que inició la denuncia.

Hasta ahora, a pesar de las estrategias defensivas de los acusados, las distintas instancias de la justicia local avalaron el uso de la información financiera para perseguir los delitos. Pero los recursos de los letrados no se agotan ahí. Fuentes judiciales con acceso al expediente indicaron a este diario que “existen numerosos pedidos de extinción de delito por parte de los acusados, amparándose en la compra de los Cedin lanzados durante el kirchnerismo o la participación en el último blanqueo macrista”.

@tomaslukin

A través de Un banco que pagará caro que lo pescaran | El escán… | Página12

El hilo que retrata la “manipulación” de ‘El País’ sobre Catalunya

En las últimas semanas (meses incluso) El País ha estado en el centro de las críticas por su, en este caso, cobertura de la actualidad sobre Catalunya. El diario ha sido cuestionado en multitud de ocasiones por sus informaciones y acusado de tratar de demonizar el proceso independentista.

En las últimas horas se ha viralizado en Twitter un hilo de @jmangues sobre El País y su tratamiento del tema catalán. El tuitero denuncia que el diario ha llegado a “manipular datos” o “crear noticias falsas”. Para argumentarlo, aporta una serie de imágenes con las que intenta retratar la peculiar “postura subjetiva” del periódico respecto a Catalunya.

Entre varios asuntos, @jmangues menciona la polémica con TV3, la especial fijación del diario con los hackers rusos y venezolanos o el uso de diferentes imágenes para según qué tipo de manifestación. En algunos casos, eso sí, la crítica a El País ha quedado algo descontextualizada. Por ejemplo, el tuitero carga contra el diario por publicar encuestas que auguraban al independentismo una pérdida de apoyos que luego no se ha visto reflejada en las diferentes elecciones, algo que, seguramente con otra intención, han hecho muchos periódicos más, incluido Público.

Asimismo, recoge la historia de una joven de Granada que fue insultada y acosada en las redes sociales. @jmangues asegura que “el medio denunció a profesoras por comentarios de las cargas del 1-O a hijos de Guardia Civiles. Finalmente, resultó que las afectadas ni vivían en Cataluña, ni eran profesoras ni habían dicho esas frases”. El País no identifica en ningún momento a los docentes supuestamente vinculados en este caso. La joven acosada fue víctima de un bulo extendido en Twitter que la señalaba como una de las profesoras que habrían criticado a la Guardia Civil ante sus alumnos. La mujer denunció los hechos a la Policía, que como indica @jmangues, tuvo que intervenir para que cesaran los ataques e insultos.

A través de El hilo que retrata la “manipulación” de ‘El País’ sobre Catalunya

Tanto tiempo revisando a RT que El País se olvidó revisarse a sí mismo – RT

Una rara “pluralidad” | Medios y comunicación | Página12

Washington Uranga presenta un estudio de los trabajadores de Télam dando cuenta de los criterios periodísticos utilizados en la agencia estatal para informar sobre el conflicto en los medios públicos.

El 76,9 por ciento de los cables emitidos por la agencia oficial Télam respecto del conflicto en los medios públicos tiene como sujeto de la información al propio gobierno;  el 92,28 por ciento de las noticias producidas por la misma agencia tiene una única fuente que, por lo general, es la oficial. Los datos surgen de un estudio realizado por el “Consejo de redacción de la agencia Télam”, una iniciativa nacida de los trabajadores con el respaldo del Sindicato de Prensa de Buenos Aires (Sipreba). La tarea es una forma más de expresar el punto de vista de quienes trabajan en la comunicación, aprovechando sus capacidades profesionales para expresarse de manera crítica acerca de los contenidos de los medios en los que se desempeñan. Esto permite afirmar a los periodistas y las periodistas de Télam que en el 84,62 por ciento de los casos estudiados la agencia estatal “no hace mención a la voz de los sindicatos, a pesar de que el eje del conflicto es, precisamente, de naturaleza laboral”.

DIVERSIDAD DE FUENTES  Porcentaje
Una sola fuente  92,28%
Más de una fuente 7,72%
SUJETO DE LA NOTICIA  Porcentaje
Funcionario del gobierno  76,9%
Delegados de medios públicos  15,38%
Otros  7,69%

Esta iniciativa de análisis surgida de la organización de los trabajadores constituye una forma novedosa de intervención en el debate comunicacional, en tiempos en que comunicación y política se cruzan hasta confundirse, aunque esta realidad se niegue de manera sistemática desde las filas oficiales. Se trata de otra manera de visibilizar frente a las audiencias ciudadanas la realidad de lo que sucede en los medios públicos cuya continuidad de ve seriamente amenazada por la políticas del gobierno que encabeza Mauricio Macri.

Con datos a la vista, el estudio pone en evidencia la falta de pluralidad en la producción de la noticia, contradiciendo el criterio de pluralidad de voces que el Gobierno proclama pero que no lleva a la práctica. “Desde que se inició el conflicto en los medios públicos –sostiene el informe–, en noviembre de 2017 con el plan de retiros voluntarios en la estructura que alcanza a TDA, Encuentro y Paka Paka, y que luego se extendió a los medios ‘tradicionales’ bajo gestión estatal (TV Pública y Radio Nacional) con la divulgación de la contratación de una consultora especializada en planes de retiro, Télam emitió 58 cables sobre la actividad de esos medios, de los que sólo en el 22,36 por ciento de los casos hay referencia a alguna situación conflictiva”.

Sin embargo, señala el trabajo del Consejo de Redacción de los trabajadores de la agencia estatal, “en los casos en que Télam sí hace referencia –central o marginal– al conflicto de los medios públicos, en el 76,9 por ciento de los casos el sujeto de la noticia es un funcionario del propio gobierno”. Resulta entonces que  “es el gobierno el que anuncia, informa o desmiente, aun si se trata de desmentir una información que el propio servicio jamás había reflejado”. Solo en el 15,38 por ciento de los casos los sindicatos de los medios públicos fueron el eje de la noticia en los cables de Télam.

Aseguran los profesionales de la agencia estatal que “cada vez que una noticia se origina en un actor social que el gobierno identifica como opositor, desde la gerencia periodística se proclama, como fórmula absoluta, la teoría de ‘las dos campanas’: sin la contraparte oficial, el cable no sale”. Pero, “si la voz oficial no quiere hablar, el cable no se publica”. Por el contrario, el estudio pone de manifiesto que cuando la noticia tiene su origen en los voceros oficiales no se aplica el mismo criterio. “Nunca es requisito balancear la voz oficial” se afirma.

Según se establece en el mismo informe “el Sindicato de Prensa de Buenos Aires, el único sindicato presente en los tres medios tradicionales bajo gestión estatal (Télam, TV Púbica y Radio Nacional), aparece citado apenas en el 5,1 por ciento de los casos”. Lo mismo sucede con el Sindicato Argentino de Televisión.

Un dato sumamente interesante surge a su vez del estudio. Apenas el 30,7 por ciento de los cables vinculados a medios públicos se originaron en un redactor de la agencia. “El resto –se señala– fue elaborado directamente en la gerencia, el directorio o por personal jerárquico afín al gobierno que no tiene por función habitual redactar cables”.

CONTENIDOS
Modernización/renovación  21,70%
Austeridad 17,36%
Críticas a sindicatos 13,02%
Cesantías 13,02%
Corrupción 8,68%
Otros  26,22%

 

Siempre refiriéndose al conflicto planteado en los medios el públicos, el tema más recurrente en los cables de Télam es la “modernización/renovación” de las estructuras”, que alcanza menciones en el 21,70 por ciento de los cables sobre el conflicto; seguido por la “austeridad” (17,36).

Se trata, sin duda, de una rara aplicación del concepto de pluralidad de voces puesto en práctica por el oficialismo en la agencia estatal.

A través de Una rara “pluralidad” | Medios y comunicación | Página12

El eterno debate entre solidaridad y caridad | Opinión | Página12

El eterno debate entre solidaridad y caridad
Por Andrea Conde *

El 1º de este mes fue furor en las redes el video del papá entrevistado por C5N acerca del tarifazo. El hombre contó que no puede viajar más en bondi porque ya no le alcanza para los alfajores que les lleva a sus tres hijxs todos los días. Esto llegó al Twitter del dueño de Guaymallén que dijo que él le iba a regalar todos los alfajores que quiera. Lxs usuarixs en las redes se emocionaron hasta las lágrimas y salieron a buscar al papá para que le lleguen esos alfajores. El asunto del tarifazo quedó en segundo plano. Que Papá Alfajor trabaja para una empresa del Gobierno de la Ciudad por 300 pesos al día, también. Todo el mundo salió a decir que había que comprarle toda la fábrica de alfajores Guaymallén al dueño, para agradecerle por tan enorme corazón.

A mí toda esta secuencia me deja pensando.

¿Está mal que el dueño de Guaymallén haga una donación a alguien que la necesita? No.

¿Actitudes como las del dueño de Guaymallén suelen ser excepciones y por eso de hecho suelen ser noticia? Sí.

¿El dueño de Guaymallén podría proveer gratuitamente a todos los papás alfajor del país para que sus hijxs tengan una golosina diaria? No.

Solidaridad y caridad no son la misma cosa. Cuando se habla de estos conceptos se suele citar el refrán “hay que enseñarles a pescar y no darles el pescado”. Enseñar a pescar es solidario porque lxs autonomiza. Darles el pescado es caridad porque no resuelve el problema de fondo. ¿Por qué entonces se festeja tanto la actitud de un comerciante que le resuelve el alfajor a una persona y sus 3 hijxs en un acto de caridad? ¿Qué pasaba con Papá Alfajor y sus tres hijxs si al dueño de Guaymallén no le llegaba el mensaje o si justo la cronista decidía entrevistar a otra persona? ¿Qué pasa con el resto de lxs dueñxs de fábricas de alfajores, no tienen tele? ¿Y lxs dueñxs de las fábricas de leche? ¿Qué pasa con todos los demás “papás alfajor” que no salieron ayer en C5N?

El refrán del pescado suele ser muy citado por lxs detractores del gobierno anterior en relación a los planes sociales. ¿Está bien que mucha gente deba vivir de ellos? No. ¿Son necesarios para atender una necesidad alimentaria urgente de una gran parte de la población? Sí. La diferencia entre el dueño de Guaymallén y el Estado es que los planes sociales se aplican de manera sistemática a través de normas que van más allá de la voluntad individual de las personas, alcanzando a grandes cantidades de población. Y es justo ahí cuando la caridad deja de llamarse caridad (un acto individual y voluntario) y se convierte en garantía de derechos de las mayorías. El dueño de Guaymallén no puede garantizar derechos. Él dona porque quiere. Cuando quiere. A quien quiere. Y si quiere. Entonces, ¿por qué muchas veces criticamos al Estado por hacer lo mismo que el dueño de Guaymallén pero con mucha más gente? Esto es, por lo menos, muy extraño.

Solidaridad y caridad no son la misma cosa y eso el peronismo lo expresó muy bien. El aguinaldo como derecho universal para lxs trabajadorxs es un ejemplo de eso. Hoy, ante un gobierno que es directamente responsable de que Papá Alfajor gane 300 pesos por día (porque es su empleador), que sistemáticamente perjudica a las grandes mayorías con la suba de las tarifas, y que busca imponer un tope del 15 por ciento a las paritarias cuando la inflación que él mismo genera es mucho más alta, estaría bien no perder el foco.

¿No será que no nos conviene seguir dejando que nos quiten derechos (poder viajar en bondi) a cambio de migajas (literalmente, migas comprimidas en forma de alfajores)?

¿Cómo se le enseña a pescar a Papá Alfajor? ¿Será decirle que él mismo puede ser un emprendedor porque puede alquilar todo lo que no usa y que si no gana más es porque no quiere, como hizo el recién electo legislador del PRO Andy Freire? ¿O será decirle que está mal que el Estado le pague 300 pesos por día y que tiene que luchar por mejorar su salario junto con todo el resto de los “papás alfajor” del país que no tuvieron la suerte de salir ayer en la tele, para no tener que depender de las ganas del dueño de Guaymallén?

Solidaridad y caridad no son la misma cosa. Estaría bien que en estos tiempos neoliberales que corren, no lo olvidemos.

* Legisladora porteña (Unidad Ciudadana). Militante en Nuevo Encuentro.

a través de El eterno debate entre solidaridad y caridad | Opinión | Página12

A %d blogueros les gusta esto: