Archivo de la etiqueta: Web

Periodistas que necesitan cursos de informática básica: Otra revelación de WikiLeaks.

Fuente:

http://alt1040.com/2010/12/periodistas-que-necesitan-cursos-de-informatica-basica-otra-revelacion-de-wikileaks

Periodistas que necesitan cursos de informática básica: otra revelación de WikiLeaks (Actualizado)

Por Alan Lazalde el 13 de Diciembre de 2010.

old typewriter Periodistas que necesitan cursos de informática básica: otra revelación de WikiLeaks (Actualizado)

A una semana de que WikiLeaks hiciera explotar una bomba mediática en el centro de la diplomacia estadounidense, hemos sido testigos de una inmensa reacción en cadena: declaraciones políticas, arrestos, chismes de alta diplomacia, acusaciones cruzadas, profundas posturas a favor y en contra de las filtraciones, DDoS, etcétera. Internet como medio y poder irrumpió en la política mundial como en pocas ocasiones. Me atrevo a decir que nuestra generación presenció el acto hacktivista más importante de la historia y, con mucha probabilidad, no el último.

Pero hubo un asunto entre tantos que atrapó mi atención: el tratamiento que el periodismo tradicional le dio a Internet, sus redes, habitantes y tecnicismos. Desde mi punto de vista, el periodista promedio se vio obligado a profundizar o intentar entender eso que antes banalizaba durante la sección de tecnología y las notas curiosas del día. Asimismo pienso que de existir un Diccionario Esencial del Periodista, nuevos términos le exigen su pronta incorporación: hackers, Internet, web, servidores UNIX, ¡UNIX!, sitios espejo, DDoS, wikis, torrents, etcétera.

En lo que sigue les ofrezco un puñado de frases que encontré navegando por el lugar antes conocido de forma romántica como La Superautopista de la Información: escandalosa representación de los hackers como iniciadores de nuevas guerras mundiales, falsedad en la información, manejo anticuado o torpe de la jerga informática y más.

Televisa Guadalajara: Se entregó dueño Wikileaks

Conductora principal:

WikiLeaks, la empresa de Internet que […]

Reportero:

[Julian Assange] es el dueño del portal WikiLeaks

Fueron congruentes, aunque equivocados: WikiLeaks es una organización sin fines de lucro. Y como tal, Julian Assange no es su dueño, sino su portavoz y editor en jefe. La mayoría de los medios calificaron a Assange como el “fundador”, lo cual es cierto —y más fácil de entender—.

Televisa: Las filtraciones de WikiLeaks

La filtración conocida como WikiLeaks.

La Dra. Rossana Fuentes Berain, es una reconocida politóloga mexicana. Esto no evitó que entendiera WikiLeaks como algún tipo de filtración, como pueden comprobar a los 00:15 del vídeo.

Televisión Azteca: Hackers atacan portales de instituciones bancarias

Parece que el mundo vive su primera guerra mundial cibernética

Exagerado y siniestro. Los ataques de Anonymous son comunes y corrientes desde años atrás. Aquí cabe recordar la burla que Wired hizo de un reporte de Fox en el que llamó a Anonymous un grupo de

hackers con esteroides, amenazando la web como si fuese un videojuego de la vida real. Saqueando sitios web, invadiendo cuentas de MySpace e irrumpiendo en la vida de gente inocente.

AP (traducido por El Universal): Anuncian nacimiento de ‘nuevo WikiLeaks’

WikiLeaks dejará de ser pronto el único cibersitio […] Un antiguo compañero de trabajo del fundador de WikiLeaks Julian Assange planea lanzar una página rival el lunes, llamada Openleaks

OpenLeaks y WikiLeaks no son rivales. No son compañías luchando feroces por un mercado. OpenLeaks solo ejemplifica un fenómeno cotidiano en Internet: la copia, el remix, la derivación —fork—, o posiblemente la evolución del original.

¿Cibersitio?

HOYTamaulipas: Wikileaks y Televisa

Al pobre güerito chismoso de nacionalidad australiana, ya le montaron un numerito en el que se le acusa de acoso sexual en contra de dos ciudadanas suecas, lo cual no es de dudarse, ya que las muchachas de por allá resultan sumamente apetecibles.

Inefable.

El Universal: Las lecciones de WikiLeaks

La semana pasada WikiLeaks, la herramienta que permite filtrar documentos de manera anónima a través de internet, fue noticia al revelar 400 mil filtraciones sobre la guerra en Irak.

WikiLeaks no es una herramienta que permite filtrar…, sino una organización y MediaWiki la herramienta de administración de contenidos (CMS) que le sirve para presentar y distribuir, a través de wikis, los documentos previamente filtrados.

Comentarios finales

Conozco abogados molestos por el impreciso uso de la terminología legal entre los periodistas. Ahora les comprendo mejor. Sin embargo lo mismo sucede desde otros puntos de vista: lingüistas que enfadados por el mal uso del castellano entre losbloggers —este artículo les serviría de ejemplo—, científicos fastidiados por la insustancial comunicación de la ciencia en casi cualquier medio, y así por el estilo. Evidentemente, nadie puede ser especialista en todo.

Tampoco se trata de que todos los periodistas requieran actualizarse, por supuesto; los hay cuidadosos y versados en el tema. Pero me queda claro que algunos otros necesitan asistir a un par de cursos de informática básica, historia de Internet y opcionalmente conseguirse una versión impresa del Jargon File —está bien, aquí estoy exagerando—. Un nuevo orden está frente a ellos y más les vale prepararse conforme a los tiempos. Nuevas generaciones de lectores lo reclamamos.

Actualización: Y sólo para documentar un poco más el tema, les comparto lo que Reuters escribió un par de semanas atrás (penúltimo párrafo):

Muchos programadores han creado y promovido el lenguaje de programación de computadoras conocido como “código de fuente abierta” para ser compartido en sitios públicos sin costo, pero tiene turbios problemas de licenciamiento.

Ustedes lo comentarán mejor que yo.

Richard Stallman: “Chrome OS significa perder el control de los datos”.

Fuente:

http://bitelia.com/2010/12/palabra-de-richard-stallman-chrome-os-significa-perder-el-control-de-los-datos

Palabra de Richard Stallman: “Chrome OS significa perder el control de los datos”

Por Miguel Jorge el 14 de Diciembre de 2010.

Stallman Palabra de Richard Stallman: Chrome OS significa perder el control de los datos

El fundador de GNU y la Free Software Foundation,Richard Stallman, ha hablado para el diario The Guardian, y como casi siempre, sus palabras traerán ríos de tinta escritos. Stallman, firme defensor delsoftware libre que promulga a través de su fundación, advirtió sobre los problemas que le ve al último lanzamiento de Googgle, Chrome OS, un sistema operativo basado en la nube. El gurú de GNU había advertido hace unos años sobre la utilización en exceso del cloud computing, alegando que la nube es “peor que la estupidez, ya que es una pérdida del control de los datos”. Pues bien, tras el anuncio estos días del lanzamiento de Chrome OS, Stallman se desmarca con las siguientes declaraciones incendiarias:

Me preocupa la liberación en Google de su sistema operativo Chrome OS, ya que se basa en una conexión de datos con enlace a la nube desde unos servidores en lugares desconocidos donde almacenar documentos y otras informaciones. Existe un gran riesgo en perder los derechos legales. En Estados Unidos podemos perderlos si alguien almacena sus datos en una empresa de allí.

Stallman prosiguió con sus declaraciones contra este tipo de sistemas operativos basados en el cloud computing:

El término cloud computing para un vendedor carece de significado sustantivo, es una actitud. Mucha gente va a seguir avanzando hacia la computación por descuido. El gobierno de Estados Unidos puede tratar de animar a la gente para que ponga sus datos a la vista del propio gobierno, de esta manera podrán tener todos los movimientos sin necesidad de un registro o una orden. Sin embargo, todos los que mantenemos a salvo nuestros documentos, bajo nuestro control, no tendremos opción al extravío.

En esencia, Chrome OS es el sistema operativo GNU/Linux. Sin embargo se entrega sin las aplicaciones habituales y aparejado a impedir y desalentar la instalación de aplicaciones. Diría que el problema está en la naturaleza del trabajo para lo que está construido Chrome OS, es decir, animamos a la gente a mantener sus datos en otras partes en lugar de en su propio equipo.

Por último, tuvo palabras sobre los últimos ataques informáticos apoyando a WikiLeaks, advirtiendo sobre la descarga delsoftware LOIC:

Es mejor no descargarlo, ya que el código de la herramienta no es visible para el usuario. La ejecución de LOIC tiene un problema, si los usuarios no pueden compilar, los usuarios no deben confiar en ella.

Desde luego, estas declaraciones aparecen en un momento donde todos pensábamos que la computación en nube era un paso claro hacia el avance en la red. ¿Qué os parecen a vosotros las declaraciones?

Todos inmigrantes.

Fuente:

http://www.generacion.net/todos-inmigrantes

Todos Inmigrantes

13 de noviembre de 2010.

Por José Cervera.

Inmigrante, decía Ambrose Bierce en su Diccionario del Diablo, es una persona poco ilustrada que cree que un país es mejor que otro. Cínicamente puede afirmarse que no hay país bueno, pero también es cierto que algunos son mucho peores que otros. Hasta el más civilizado y económicamente dotado puede ser una pesadilla en lo personal, si resulta que las circunstancias y los gustos de uno no coinciden con la mayoría. Hoy hay un nuevo país de asilo, uno en el que todos los habitantes somos recién llegados.

Imagina que vives en un pueblo de 2.000 habitantes en lo profundo de Extremadura. O en una aldea gallega de apenas un centenar de casas. O en la Serranía de Ronda. Imagina que tienes familia y amigos; que vas a la capital con cierta frecuencia, ves la televisión y eres asiduo usuario de la biblioteca municipal. Imagina que tus gustos se salen un poco de lo normal, no quedan saciados con La Noria y las últimas andanzas del equipo de fútbol nacional… Imagina que vistes en televisión hace tiempo una serie de ciencia ficción británica llamada El Enano Rojo, y desde entonces te apasiona. Que a través de tus lecturas has llegado a desarrollar un gusto extremo por la poesía francesa del siglo XVII. Que tus aficiones en coches se decantan por los modelos americanos de los 50 con carrocería de madera. Que eres homosexual. O que te apasiona el cultivo de orquídeas.

¿Cuáles son las probabilidades de que alguien, dentro de tu ámbito de influencia, comparta tus gustos? ¿De poder hablar con alguien de tus aficiones, esperanzas o pasiones, si éstas se salen de la media? ¿Cuántos han tenido que renunciar a desarrollar pasiones por estar solos?

El mundo está lleno de refugiados sociales. Personas que no encajan en su entorno; gentes cuyos gustos o manías son poco comunes, o contrarias a la cultura dominante allá donde viven, o simplemente ajenas. Gente que no puede perseguir sus sueños porque esos sueños son ignorados, en el mejor de los casos, o perseguidos en el peor, allá donde nacieron.

Todas esas personas tienen un nuevo hogar en un nuevo país.

Bienvenidos al ciberespacio, donde se acoge a los oprimidos, a los perseguidos, a los impopulares y a los feos; donde cada ser humano tiene la posibilidad de ser quien es de verdad con independencia de su sexo, edad, raza o religión. Un entorno que, como el Viejo Oeste, no es un lugar geográfico, sino un estado del espíritu. El único país donde podemos ser nosotros mismos… donde a nadie le importa que seas un perro, donde puedes encontrar gente como tú, seas tú como seas, vivan ellos donde vivan.

La Red es eso; un cabo lanzado en la oscuridad, un refugio de perseguidos y estigmatizados y solitarios y ajenos. El sitio donde nunca estás solo, porque alguien comparte tus emociones y pasiones en algún lugar, y puedes charlar con esa persona, contactar con ella, intercambiar experiencias y conocimientos por poco comunes que sean. Un lugar donde puedes ser tú mismo sin tener que preocuparte por el qué dirán, o pensarán, tus vecinos, tu familia, tus amigos. Donde puedes sacar esas partes de ti que nunca dejas entrever a tus conocidos, esos secretos deseos o ardientes intereses que estás demasiado avergonzado para dejar salir por temor, por soledad.

Un estado del espíritu donde todos somos inmigrantes, hasta de nosotros mismos; donde somos más y mejor nosotros. Donde podemos comunicarnos, a veces por primera vez en nuestra vida, con alguien que nos entiende.

Y luego dicen que hay adictos a Internet… y más que va a haber.

Las redes Wi-Fi dañan a los árboles y el amor en el mundo ¿por qué no?

Fuente:

http://www.migui.com/opinion/las-redes-wi-fi-danan-a-los-arboles-y-el-amor-en-el-mundo-%C2%BFpor-que-no.html

Las redes Wi-Fi dañan a los árboles y el amor en el mundo ¿por qué no?

Publicado el Lunes, 22 de noviembre de 2010 por MiGUi.

Me entero vía Twitter de que “medios” como  Público , Muy Interesante20 MinutosRTVE, la SER El País se hacen eco de una noticia aunque este último ofrece un enfoque bastante menos sensacionalista del asunto. Incluso blogs “grandes” como Fayer Wayer.

Resulta que, al parecer, en una universidad holandesa (gracias a Irreductible por el link) han hecho un “estudio científico” que parece indicar que las ondas electromagnéticas emitidas por las redes Wi-Fi podrían dañar a los árboles. Se trata de un estudio preliminar peeero esto no es lo que parece, si uno lee a los distintos medios.

Los ingredientes perfectos para tener el drama servido y traer de nuevo sobre la mesa un debate basado en la confusión y en la ignorancia.En el artículo del medio holandés que se hace eco de la noticia dicen:

The reports say researchers subjected 20 ash trees to emissions from six wifi access points over a three-month period and found that the leaves closest to the source withered and fell off. Sweet corn subjected to the same emissions failed to grow properly.

Es decir, una muestra de nada menos que 20 árboles han sido expuestos a la maléfica radiación emitida por 6 puntos de acceso inalámbricos y la agonía se prolongó durante 3 meses nada menos. ¡Son unos monstruos!

¿De verdad de ahí se puede concluir algo? Aparte del sensacionalismo y de la basura vendida en nombre de ciencia poco más se puede sacar.

La metodología del método científico la relata perfectamente el artículo Estudios científicos: cómo detectar una chapuza“, Per Ardua Astra, Oct 2010; y además con un ejemplo que viene perfectamente y estoy convencido de que sería incapaz de decirlo de forma más clara y precisa.

Veamos las razones por las que este experimento NO es un experimento científico que permita sacar conclusiones:

– El tamaño muestral (20 árboles) es ridículo.

– No existe un grupo de control (20 árboles no expuestos frente a los que sacar conclusiones) mencionado en el estudio.

– No hay un experimento repetido en otra parte para descartar que se deba a otros factores ambientales con lo que la muestra no es representativa. También la aleatorización es inexistente.

– No se habla en ninguna parte de un control externo al experimento que nos haga pensar en que se ha seguido la metodología de un doble ciego.

– No se ha sometido el artículo a una revista de revisión por pares, se ha publicado en un medio general como PC World, por ejemplo.

No existen evidencias de que las radiaciones electromagnéticas producidas por las redes WiFi sean dañinas en modo alguno debido a la potencia con la que están certificados los aparatos emisores. Que parece que la gente oye la palabra “microondas” y se piensa que se va a cocer como una pechuga de pollo.

Hay muchísimo miedo infundido a este tipo de radiaciones porque la propia palabra radiación está demonizada al estar envuelta en un velo de misterio y desconocimiento. Y si a eso añadimos que los medios en lugar de informar de forma responsable se dedican a difundir cosas sin tamizarlas antes un poquito, ya tenemos la alarma social dispuesta a que gente sin escrúpulos se lucre de ese miedo (como por ejemplo, los amigos de la FSG).

¿Que las microondas pueden matar? Pues sí. Para eso necesitas potencias de cientos o miles de watts.

¿Puede matarte una bala? Depende. Si la lanzas con la mano no. Si la disparas con un arma, entonces sí. ¿De qué depende? De la cantidad de movimiento de la bala, el producto de su masa por su velocidad que producirá graves lesiones y traumatismos incompatibles con la vida. La diferencia en orden de magnitud será que la cantidad de movimiento que lleva una bala lanzada por una mano será 100 o 1000 veces menor a la que tendrá la lanzada por un arma.

Pero señores, la potencia a la que trabaja un horno de microondas es centenares o miles de veces mayor a la que trabaja un aparato de WiFi. Pero eso no es todo. Un horno microondas necesita que el alimento sea contenido en una cavidad diseñada a efectos de maximizar la exposición creando una onda estacionaria. Las redes inalámbricas dispersan la radiación en todas las direcciones. Grosso modo: no es lo mismo repartir 1 Watio en una dirección que repartir 1 Watio por todas las direcciones posibles. Más aún. Las antenas. Cuantas más antenas, menos potencia por antena tienen que tener para garantizarse la cobertura. ¡Estamos hablando de potencias que no llegan ni de broma para producir esos efectos!

Con esa potencia, el posible efecto de calentamiento es de sobra disipado por el riego sanguíneo. ¿Álguien se ha parado a pensar en la densidad de potencia por unidad de superficie que nos enchufa el Sol desde 150.000.000  de kilómetros de distancia? Porque es bastante grande, desde luego, mucho más que con la que nunca te irradiará una antena de telefonía o un router WiFi.

En serio, que alguno de estos espabilados coja chorrocientos routers WiFi e intente producir electricidad a partir de la radiación electromagnética con células fotovoltáicas por ejemplo. El efecto fotoeléctrico por el que Einstein se llevó el Nobel funciona perfectamente. Es que el Sol emite del orden de cientos de miles de veces más densidad de potencia por unidad de superficie y por tiempo que todos esos aparatos.

Es muy peligroso desinformar a la población y crear falsos miedos, porque que haya una remota posibilidad de que pudiera en el futuro encontrarse un “pero” no significa que cualquier idea disparatada que se les ocurra vaya a significar que nos van a matar de cáncer tanta red inalámbrica. Porque hay mucha gente que va creyéndose eso solo porque lo dice X periódico.

Y lo triste es que ellos cuentan con los medios para alzar lo voz y despejar las dudas, pero no lo hacen. Todo lo contrario. Porque total, es solo un post para rellenar un huequecito a la hora de maquetar. Como si pusieran “el veloz murciélago hindú comía cardillo y kiwi” 27 veces seguidas.

En un mundo ideal habría responsabilidad penal por difundir esa clase de despropósitos.

En definitiva: las mismas razones para culpar a la WiFi hay que para culpar a cualquier otro factor arbitrario que se nos ocurra. Y yo he escogido culpar a la falta de amor en el mundo.  Ya puestos.

Actualización 1: acabo de ver en un tweet de irreductible que en Boing Boing ya les han puesto de vuelta y media. Pero lo a gusto que me he quedado, no me lo quita nadie.

Actualización 2: Público ha decidido retirar el artículo pidiendo disculpas en Twitter. Desde aquí aplaudo su rectificación.

Actualización 3: Muy Interesante publica en Twitter matizando que ni son resultados definitivos ni se conoce el paper.

Actualización 4: Se trata de un estudio preliminar. Esto significa que hasta que no se haga la investigación completa, no se pueden sacar conclusiones. No hay paper todavía.

Algunas aclaraciones sobre accesibilidad web.

Fuente:

http://eclaponline.jcyl.es/wp/tecnologia/2010/11/18/algunas-aclaraciones-sobre-accesibilidad-web/

Algunas aclaraciones sobre accesibilidad web

Recientemente he podido tutorizar varias ediciones de un curso sobre Navegación y Búsqueda de Información en Internet. En uno de los módulos se habla sobre la accesibilidad web.

La Accesibilidad de Portales de Internet se puede ver como el conjunto de tecnologías y normas de implementación y diseño que facilitan la utilización de Internet al mayor número posible de personas, incluyendo aquellas con discapacidades.

Es común poner el ejemplo de la persona invidente que tiene que visitar nuestro portal web. Esta persona utilizará un lector de pantalla que, a través de unos auriculares, le explicará y leerá lo que se muestra en pantalla.

Ahora bien, las pautas de accesibilidad también van dirigidas a colectivos como personas mayores (y no tan mayores), que necesitan que las webs sean claras y estén bien estructuradas para que puedan comprender bien toda la información.

Ahora bien, es preciso aclarar que, en este contexto, que una página web sea accesible no quiere decir que un ciudadano pueda o no visitarla.

Es decir, cualquier ciudadano puede navegar por una web que esté en Internet (salvo que tenga un control de acceso basado en usuario-contraseña, certificado digital, DNI electrónico). Lo que aporta la accesibilidad web es que todos los ciudadanos van a poder navegar por ella independientemente de la discapacidad (física, intelectual o técnica) que presenten o de las que se deriven del contexto de uso (tecnológicas o ambientales).

Como siempre, más información en la Wikipedia:http://es.wikipedia.org/wiki/Accesibilidad_web

Aprobada la ley de accesibilidad de la información en las páginas web.

Fuentes:

Informo, con gran placer y orgullo, que el miércoles 3 jueves 4 de noviembre se aprobó la “Ley de accesibilidad de la información en la páginas web” por unanimidad en el Senado de la Nación y como ya tenía media sanción por la cámara de Diputados, se ha convertido en ley. Ahora falta ser promulgada por el Poder Ejecutivo y publicada en el boletín oficial.

Para los que no conocen el tema, les cuento que los sitios web, si se siguen ciertas pautas, se pueden hacer accesibles para personas con problemas de discapacidad (visuales, auditivos, cognitivos, motrices) e incluso, a personas que estén en otras situaciones (equipos o software antiguo o muy moderno, con conexiones lentas o costosas, usuarios rurales, turistas, que usen equipos ajenos, que estén en ambientes restringidos y un muy extenso etcétera) y hasta mejoran otros aspectos relacionados con la Web, como la usabilidad, la internacionalización, la web semántica y el uso de buscadores, entre otros. El tema es que por distintas razones, generalmente prejuiciosas, la mayoría de los sitios no se diseñan ni se cambian para que sean accesibles, asi que en varios países, y ahora en el nuestro, se generan leyes que obliguen a que al menos las pautas mínimas de accesibilidad sean cumplidas, en especial en lo referente a los sitios oficiales y de empresas de servicios públicos.

Este es el tercer intento de proyecto de ley que se presenta desde el año 2003.

La iniciativa plantea que el Estado nacional –los tres poderes que lo constituyen-, sus organismos descentralizados o autárquicos, los entes públicos no estatales, las empresas del Estado y las empresas privadas concesionarias de servicios públicos. Así como también las empresas prestadoras o contratistas de bienes y servicios; deberán respetar, en los diseños de sus páginas Web, las normas y requisitos sobre la accesibilidad de la información que faciliten el acceso a sus contenidos, a todas las personas con discapacidad. Siendo el objetivo de la misma garantizarles la igualdad real de oportunidades y trato; a la vez que evitando por intermedio de ella, toda forma de discriminación.

“La ley propone que tanto los entes del Estado como las empresas privadas relacionadas a la actividad pública, respeten el diseño y desarrollo de sus sitios en Internet, los estándares acordados internacionalmente para facilitar el acceso a los contenidos para todas las personas sin excepciones, con independencia de sus capacidades preceptúales y motrices”; afirmó Claudio Morgado, impulsor del proyecto durante su mandato como diputado nacional, y actual presidente del INADI.

Por su parte, el senador Daniel Filmus, miembro informante, celebró la aprobación del proyecto.  “Dimos un paso más en la conquista de los derechos ya que el objetivo central de esta ley es garantizar la posibilidad de acceso a las Tecnologías de la Comunicación y la Información (TIC´s), absolutamente para todos”; expresó.

“En este sentido, la aplicación de esta norma implica mejoras sustanciales en el acceso a la información, no sólo para las personas con discapacidades, sino también para otros grupos sociales vulnerados; como los adultos mayores y personas en situación de pobreza”. “Amplía el ejercicio pleno de esos derechos y libertades, e implica un avance significativo en la superación de la brecha digita, que se suma a otros avances legislativos y de políticas públicas que apuntan a un país cada vez más igualitario, justo e inclusivo”; aseguró el presidente del INADI.

En los últimos años, se han producido avances fundamentales en relación a la ampliación de derechos para las personas con discapacidad. De ellos, el más importante fue la aprobación como Ley Nacional, en mayo del 2008, de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad. La sanción de esta ley constituyó un paso adelante para promover, proteger y asegurar, el goce pleno y en condiciones de igualdad, de todos los derechos humanos y libertades fundamentales para todas las personas con discapacidad. Por lo que esta nueva ley viene a hacer efectivos los principios y derechos, consagrados en dicha Convención.

Habiendo colaborado en la redacción y consultas realizadas para esta
ley, y luego de tantos años de reuniones, consultas, charlas y
aclaraciones, quiero compartir con ustedes mi alegría y esperanza. Y también, mi recuerdo a todos los que, junto conmigo, pusieron sus granitos de arena para que esto se hiciera realidad, pero en especial para dos personas que ya no están entre nosotros, y que hicieron mucho: Graciela Caplán e Isabel Artola.

Un poco de historia

En el año 2001 (27 de junio) se había presentado un proyecto de ley sobre accesibilidad web en la legislatura porteña que no se terminó tratando y fue archivado por vencido. El proyecto era el número 3057.

Luego hubo una iniciativa de presentar una ley de accesibilidad web en el ámbito de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Esta iniciativa se presentó a fines de noviembre de 2003 y se convirtió en el proyecto de ley número 1923-03, a través de la entonces diputada Ana Maiorkevich. Ese proyecto de ley estuvo en la comisión de Legislación General y del Trabajo, dirigida por el diputado Martín Borrelli.

En la misma fecha (noviembre de 2003) en la comisión de Población y Desarrollo Humano del Senado de la Nación, que era presidida por Antonio Cafiero, se presentó un proyecto de ley con el número de expediente 2954/03. Hubo un acto informativo en diciembre de 2003, pero desde entonces no hubo mayores datos.

Por último, entre junio y julio del año 2006 se presentaron en la Cámara de Diputados del gobierno nacional tres nuevas iniciativas de legislar sobre la accesibilidad web:

  1. El 29 de junio de 2006 el diputado Daniel Ricardo Kroneberger (Unión Cívica Radical de la provincia de La Pampa) presentó un proyecto de ley cuyo título dice “Sitios oficiales en Internet: Incorporación de una versión que posibilite el acceso de personas disminuídas visuales y/o no videntes”. El mismo fué girado a las comisiones de Discapacidad y de Comunicaciones e Informática con el expediente 3644-D-2006 trámite parlamentario número 81.
  2. El 4 de julio de 2006 la diputada Isabel Amanda Artola (Frente para la Victoria por la ciudad de Buenos Aires) presentó un proyecto de ley (en cuya redacción tuve el gusto de colaborar) cuyo título dice “Accesibilidad a las páginas web de organismos oficiales que posibilite el acceso de personas con discapacidad”. El mismo también fué girado a las comisiones de Discapacidad y de Comunicaciones e Informática con el expediente 3699-D-2006 trámite parlamentario número 84.<
  3. Por último, el 5 de julio de 2006 el diputado Juan Erwin Acuña Kunz (Unión Cívica Radical de la provincia de Santa Cruz) presentó un proyecto de ley cuyo título dice “Páginas web de organismos oficiales: Accesibilidad de las personas con discapacidad”. El mismo también fué girado a las comisiones de Discapacidad y de Comunicaciones e Informática con el expediente 3744-D-2006 trámite parlamentario número 85.

En octubre de 2006 se lograron unificar los tres proyectos de ley en las Comisiones de Discapacidad y de Comunicaciones de la Cámara de Diputados y se le dio media sanción el 6 de diciembre de 2006 y pasó a la Cámara de Senadores, donde, debido a los atrasos en su tratamiento en las comisiones, se cumplieron los plazos y el proyecto perdió valor parlamentario.

En el año 2008, hay un interés de parte de la Comisión de Discapacidad de
la Cámara de Diputados para reflotar el proyecto, actualizándolo de acuerdo a la Convención sobre los derechos de las personas con discapacidad de la Naciones Unidas.
El diputado Claudio Morgado y otros presentan el 26 de agosto, el proyecto de ley titulado “LEY DE ACCESIBILIDAD DE LA INFORMACION EN LAS PAGINAS WEB PARA GENTE CON DISCAPACIDADES”, que fue girado a las comisiones con el expediente 4521-D-2008,  trámite parlamentario nº 107.
Fue aprobado en Diputados y paso a la camara de Senadores, con fecha 26/11/2009, con el expediente número 114/09, trámite parlamentario 157.

El texto de la ley (en formato PDF de Adobe) puede ser descargado desde la siguiente dirección:

http://www1.hcdn.gov.ar/dependencias/dsecretaria/Periodo2009/PDF2009/SANCIONES/4521-D-2008.pdf

Si lo queremos en formato HTML (para ser visto como una página web), se puede leer en la siguiente dirección:

http://www1.hcdn.gov.ar/proyxml/expediente.asp?fundamentos=si&numexp=4521-D-2008

Si queremos ver una serie de fotos sacadas durante el evento, se puede ir a la siguiente dirección:

http://www.atedis.gov.ar/galeria_senado_2010.php

Información adicional:

Las pautas de accesibilidad al contenido web:

http://accesibilidadweb.dlsi.ua.es/?menu=pautas-accesibilidad-contenido-web

Pautas de accesibilidad al contenido web 2.0 (en español):

http://www.sidar.org/recur/desdi/traduc/es/wcag/wcag20/

Comprender las pautas de accesibilidad al contenido web 2.0 (en español):

http://www.sidar.org/traducciones/wcag20/es/comprender-wcag20/

Pautas de accesibilidad al contanido web (en español) 1.0:

http://www.discapnet.es/web_accesible/wcag10/WAI-WEBCONTENT-19990505_es.html

Otros documentos traducidos:

http://www.sidar.org/recur/desdi/traduc/es/index.php

¿Quién teme a Wikileaks?

Fuente:

http://www.lavanguardia.es/lv24h/20101030/54062523022.html

¿Quién teme a Wikileaks?

Los ataques a Wikileaks no cuestionan su veracidad, sino que critican el hecho de su difusión.

Manuel Castells | 30/10/2010

Tenía que ocurrir. Los gobiernos llevaban tiempo preocupados con su pérdida de control de la información en el mundo de internet. Ya les molestaba la libertad de prensa. Pero habían aprendido a convivir con los medios tradicionales. En cambio, el ciberespacio, poblado de fuentes autónomas de información, es una amenaza decisiva a esa capacidad de silenciar en la que se ha fundado siempre la dominación. Si no sabemos lo que pasa, aunque nos lo temamos, los gobernantes tienen las manos libres para robar y amnistiarse mutuamente como en Francia o Italia o para masacrar a miles de civiles y dejar curso a la tortura como EE.UU. en Iraq y Afganistán. De ahí la alarma de las élites políticas y mediáticas ante la publicación de centenares de miles de documentos originales incriminatorios para los poderes fácticos en EE.UU. y en otros muchos países por Wikileaks. Se trata de un medio de comunicación por internet, creado en el 2007, publicado por una fundación sin ánimo de lucro legalmente registrada en Alemania pero que opera desde Suecia. Cuenta con 5 empleados permanentes, unos 800 colaboradores ocasionales y cientos de voluntarios repartidos por todo el mundo: periodistas, informáticos, ingenieros y abogados, muchos abogados para preparar su defensa contra lo que sabían que se les venía encima.

Su presupuesto anual es de unos 300 millones de euros, producto de donaciones, cada vez más confidenciales, aunque algunas son de fuentes como Associated Press. Se inició por parte de disidentes chinos con apoyos en empresas de internet de Taiwán, pero poco a poco recibió el impulso de activistas de internet y defensores de la comunicación libre unidos en una misma causa global: obtener y difundir la información más secreta que gobiernos, corporaciones y, a veces, medios de comunicación ocultan a los ciudadanos. La mayor parte de la información la reciben, generalmente por internet, mediante el uso de mensajes encriptados con una avanzadísima tecnología de encriptación cuyo uso facilitan a quienes les quieren enviar la información siguiendo sus consejos, o sea, desde cibercafés o puntos calientes de wi-fi, lo más lejos posible de sus lugares habituales. Aconsejan no escribir a ninguna dirección que tenga la palabra wiki, sino utilizar otras que facilitan regularmente (tal como http//destiny. mooo.com). A pesar del asedio que han recibido desde su origen, han ido denunciando corrupción, abusos, tortura ymatanzas en todo el mundo, desde el presidente de Kenia hasta el lavado de dinero en Suiza o a las atrocidades en las guerras de EE.UU. Han recibido numerosos premios internacionales de reconocimiento a su labor, incluyendo los de The Economist y de Amnistía Internacional. Es precisamente ese creciente prestigio de profesionalidad el que preocupa en las alturas. Porque la línea de defensa contra las webs autónomas en internet es negarles credibilidad. Pero los 70.000 documentos publicados en julio sobre la guerra de Afganistán o los 400.000 sobre Iraq difundidos ahora son documentos originales, la mayoría procedentes de soldados estadounidenses o de informes militares confidenciales. En algunos casos, filtrados por soldados y agentes de seguridad estadounidenses, tres de los cuales están en la cárcel. Wikileaks tiene un sistema de verificación que incluye el envío de reporteros suyos a Iraq, donde entrevistan a supervivientes y consultan archivos.

De hecho, los ataques contra Wikileaks no cuestionan su veracidad, sino que critican el hecho de su difusión, so pretexto de que ponen en peligro la seguridad de las tropas y ciudadanos. La respuesta de Wikileaks: se borran los nombres y otras señas de identificación y se difunden documentos sobre hechos pasados, de modo que es improbable que puedan peligrar operaciones actuales. Aun así, Hillary Clinton ha condenado la publicación sin comentar la ocultación de miles de muertos civiles y las prácticas de tortura que revelan los documentos. Al menos, Nick Clegg, el viceprimer ministro británico, ha censurado el método pero ha pedido una investigación sobre los hechos.

Pero lo más extraordinario es que algunos medios de comunicación están colaborando con el ataque que los servicios de inteligencia han lanzado contra Julian Assange, director de Wikileaks. Incluso un comentario editorial de Fox News aboga por su asesinato. Y sin ir tan lejos, John Burns, en The New York Times, intenta mezclarlo todo en una niebla respecto al personaje de Assange. Es irónico que lo haga este periodista buen colega de Judy Miller, la reportera de The Times que informó, consciente de que era mentira, del descubrimiento de armas de destrucción masiva (véase la película La zona verde).

Esa es la más vieja táctica mediática: para que se olviden del mensaje: atacar al mensajero. Eso hizo Nixon en 1971 con Daniel Ellsberg, el que publicó los famosos papeles del Pentágono que expusieron los crímenes en Vietnam y cambiaron la opinión pública sobre la guerra. Por eso Ellsberg aparece en conferencias de prensa junto con Assange. Personaje de novela, el australiano Assange pasó buena parte de sus 39 años cambiando de lugar desde niño y, usando sus dotes matemáticas, haciendo activismo hacker para causas políticas y de denuncia. Ahora más que nunca está en semiclandestinidad, moviéndose de un país a otro, viviendo en aeropuertos y evitando países donde se buscan pretextos para detenerlo. Por eso surgió en Suecia, donde se encuentra más libre, una querella por violación que luego fue desestimada por la juez (relean el principio de la novela de Stieg Larsson y verán una extraña coincidencia). Y es que es el Partido Pirata de Suecia (10% de votos en las elecciones europeas) el que está protegiendo a Wikileaks, dejándoles su servidor central encerrado en un búnker bajo tierra a prueba de toda interferencia.

El drama no ha hecho más que empezar. Una organización de comunicación libre, basada en el trabajo voluntario de periodistas y tecnólogos, como depositaria y transmisora de quienes quieren revelar anónimamente los secretos de un mundo podrido, enfrentada a aquellos que no se avergüenzan de las atrocidades que cometen pero sí se alarman de que sus fechorías sean conocidas por quienes los elegimos y les pagamos. Continuará.